Día Mundial de los Humedales (02 de febrero)

Día Mundial de los Humedales (02 de febrero)

“Los humedales y el agua”

“Los humedales son zonas donde el agua es el principal factor controlador del medio, vida vegetal y animal asociada a él”. Convención sobre los Humedales (Ramsar, Irán, 1971)

Guatemala, 02 de febrero 2021.  

El tema de este año destaca los humedales como fuente de agua dulce y alienta la acción para restaurarlos y detener su pérdida. Estamos viviendo una creciente crisis del agua dulce que amenaza a las personas y al planeta. Se está utilizando más agua de la que se puede perder, destruyendo el ecosistema del que más dependen el agua y la vida en general: los humedales.

La pérdida y degradación de los humedales debido a los cambios en el uso de la tierra y del agua y el cambio climático están intensificando la crisis del agua, se ha perdido casi el 90% de los humedales del planeta desde 1700´s casi todas las fuentes de agua dulce están en peligro por la contaminación y los patógenos, la fragmentación de los ríos y la interrupción del flujo hídrico por embalses, trasvases y la pérdida de humedales amenazan el suministro de agua dulce, casi el 75% de los desastres naturales están relacionados con el agua.

¿Pero que son los humedales? Los humedales pueden ser de agua dulce o salada, continentales o costeros naturales o artificiales.  Los humedales son áreas terrestres que están saturadas o inundadas de agua de manera permanente o estacional.  Entre los humedales continentales se incluyen marismas, charcas, lagos, ríos, llanuras de inundaciones y pantanos.  Entre los humedales costeros se incluyen marismas de agua salada, estuarios, manglares, albuferas o lagunas litorales e incluso arrecifes de coral.  Los estanques piscícolas, arrozales y salinas son humedales artificiales.

Los humedales son hábitat importante de la diversidad biológica mundial (Guatemala no es la excepción).

  • El 40 % de las especies vegetales y animales del planeta vive en humedales.
  • Se han documentado más de 100 000 especies de agua dulce en los humedales hasta la fecha (2020). Cada año se descubren 200 nuevas especies de peces de agua dulce.

Los humedales costeros, especialmente, son uno de los lugares con mayor biodiversidad

Guatemala cuenta con un gran número de humedales, de los cuales se identifican 192, entre lagos, lagunas, ríos y pantanos en el Inventario Nacional de Humedales del 2001, y 7 están incluidos en la Convención RAMSAR sobre humedales de Importancia Internacional. De las 349 áreas protegidas declaradas y 26 áreas de Protección Especial, una tercera parte del país está con alguna categoría de protección y en su mayoría conservan cuerpos de agua ya sean superficiales o subterráneas.

Proteger los humedales es vital, ya que son fuente de abastecimiento de agua para consumo humano, agrícola, pecuario, energético, industrial y hábitat de la vida silvestre; asimismo por su alta productividad y biodiversidad contribuyen en forma significativa a la economía nacional, nos proporcionan salud por medio de las cuencas saludables que brindan agua potable segura de manera natural; permitiendo la producción de alimentos, además los humedales proporcionan una gran parte del pescado que comemos, arroz para 3, 500 millones de personas y agua para la agricultura; son importantes para la biodiversidad el 40 % de las especies del mundo viven en humedales y cada año se descubren 200 especies nuevas de peces solo en los humedales de agua dulce a través del desarrollo de actividades pesqueras, producción acuícola y aprovechamiento de los sitios como escenarios de recreación y turismo.

Además, estos ecosistemas representan en algunas áreas la única vía de acceso, transporte y comunicación entre las comunidades aledañas, los mercados locales; además captan y almacenan agua de lluvia y recargan los acuíferos, regulan la cantidad y el abastecimiento de agua proporcionando agua en el momento, el lugar y la cantidad adecuados, mejoran la calidad del agua eliminando y absorbiendo contaminantes.

Sitios Ramsar de Guatemala

Adicionalmente, Guatemala está comprometida a nivel internacional para promover la conservación y el uso sostenible de los humedales en los siguientes 7 sitios del país reconocidos por la Convención Ramsar como Humedales de Importancia Internacional (Sitios Ramsar):

  • Parque Nacional Laguna del Tigre (335,080 hectáreas)
  • Manchón-Guamuchal (13,500 hectáreas)
  • Refugio de Vida Silvestre Bocas del Polochic (21,227 hectáreas)
  • Punta de Manabique (132,900 hectáreas)
  • Parque Nacional Yaxhá-Nakum-Naranjo (37,160 hectáreas)
  • Eco-región Lachuá (53,523 hectáreas)
  • Reserva de Uso Múltiple Río Sarstún (35,202)

Existen 168 países miembros de este primer acuerdo mundial sobre el medio ambiente.  La República de Guatemala en cumplimiento al mandato legal y político vigente en el país, partiendo de la Constitución Política de la República declara en el artículo 64, que es de interés nacional la conservación, protección y mejoramiento del patrimonio natural de la Nación, y con base en una ley específica, Decreto 4-89 (Ley de Áreas Protegidas).

Con base en el sustento legal vigente para Guatemala, corresponde al Consejo Nacional de Áreas Protegidas (CONAP) como punto focal y administrativo de la Convención dentro de Guatemala, dar seguimiento y atender las resoluciones emanadas de las Conferencias de las Partes.     

Estamos trabajando en acciones interinstitucionales para promover la conservación y uso sostenible de las áreas protegidas y sitios Ramsar, así como de los corredores biológicos y áreas de importancia biológica en las zonas marino costeras, para mejorar y mantener los medios de vida de la población guatemalteca, pero especialmente la de las poblaciones locales.  Abraham Estrada, Secretario Ejecutivo del CONAP.

Recordemos que podríamos tener agua suficiente valorando y gestionando mejor los humedales y el agua y considerando a ambos como una responsabilidad colectiva. Restaurando y velando por la protección y el uso racional de los humedales permitiría satisfacer una mayor demanda de agua de manera sostenible, por medio de la gestión Integrada de los Recursos Hídricos es posible que el agua, la tierra y los recursos que necesitamos brinden un máximo bienestar social y económico sin comprometer la sostenibilidad de los ecosistemas.

Los humedales aumentan la resiliencia de las comunidades frente al impacto del cambio climático, constituyen barreras contra la subida del nivel del mar, las mareas por tempestad, reducen el impacto de las inundaciones, las sequías y los ciclones.